Turismo rural Caceres





Alcántara
Aldeanueva de la Vera
Aldeanueva del Camino
Arroyo de la Luz
Cáceres
Coria
Guadalupe
Hervás
Jaraíz de la Vera
Jarandilla de la Vera
Montánchez
Navalmoral de la Mata
Plasencia
Trujillo
Valencia de Alcántara
Valverde de la Vera
Valverde del Fresno
Villanueva de la Vera
Ver más pueblos
Secciones:
Enlaces de interés
Gastronomía
Nota legal
Otras webs:
Turismo rural Badajoz
Algarve Portugal

Salorino Turismo, casas, hoteles y apartamentos rurales en Cáceres y Extremadura

Los amantes del turismo de naturaleza deben saber que Salorino posee una gran riqueza ornitológica gracias a hallarse situado en una zona ecológica muy interesante, sobresaliendo el Torrico de San Pedro y la atalaya de la comarca, a 708 m. de altura. En el embalse de la Rivera de Mula hay tres cotos de pesca en las Charcas Grandes, también conocido como Embalse Boyero, el de En medio y el de Abajo, donde se pueden pescar tencas, carpas, cangrejos rojos… La temporada de pesca va desde el 15 de mayo a finales de octubre.
Los amantes del senderismo tienen dos rutas de senderismo, homologadas por la FEDME: la de Torrico de San Pedro y Puente del Infierno.

Breve historia de Salorino:

Se han encontrado en el municipio restos de la época romana con vestigios de calzada en los pasos de la Sierra de San Pedro – Los Baldíos y algunas ruinas de villas romanas.
En el lugar que actualmente ocupa la localidad, parece que existieron asentamientos fijos a partir del siglo XIII con las repoblaciones iniciadas tras la reconquista.
A finales del siglo XV, Salorino es conocida como una zona de descanso con mesones frecuentados por transeúntes, que recorrían los caminos de la Orden de Alcántara.
En 1645 y 1664, las guerras entre españoles y portugueses perjudicaron a Salorino. Hubo enfrentamientos e incendios constantes en una época de gran turbulencia.
En un documento del 1753, se afirma que la aldea de Salorino pertenecía por entonces a la jurisdicción de Valencia de Alcántara y contaba con 2.050 habitantes.
En 1791, la jurisdicción de Salorino estaba formada por cuatro encomiendas: la de Belvis de la Sierra, Benfayán, Sacristanía y Hornos. Además contaba con bienes del común y mancomunidad de tierras.
Durante el siglo XIX, con las desamortizaciones, se vendieron las Encomiendas y la mayoría de los terrenos del común, quedando de esta forma drásticamente reducidos los terrenos que eran fundamentales para la economía local; pasando de esta forma a un sistema privado de propiedad, como es en la actualidad. Debido a la privacidad de sus tierras, hasta ese momento motor básico de la economía local, se inicio un tímido proceso de industrialización como las tenerías de curtir piel y los molinos harineros, hornos de pan y también la minería del níquel.
Los latifundios, que a principios del siglo XX comprendían el 90% de las tierras del municipio, y la pobreza de las tierras restantes estimularon un fuerte proceso de emigración de muchos naturales de la población a otros pueblos de alrededores y a partir de los años 50 y 60 a otras regiones y países.

Monumentos y visitas de interés en Salorino:

Ermita de Santa Ana. Construida en el siglo XVIII, lamentablemente se encuentra en estado ruinoso.
Tumbas Antropomorfas. Al igual que las de otros pueblos, se trata de tumbas individuales, cuya datación es complicada, aunque la hipótesis es que pertenezcan a la época tardo-romana.
Iglesia Parroquial de San Ildefonso. Situada en la plaza del pueblo, es el edificio más grande de la localidad, de estilo barroco del siglo XVIII.
Los Molinos. A mediados del siglo XVIII, en Salorino, una de las principales fuentes de recursos eran los molinos harineros, que funcionaban gracias al curso del agua, que accionaban la rueda del molino que molía el grano.
Yacimiento de Benfayán. Son restos de una edificación medieval. En este entorno podemos encontrar también dos tumbas antropomórficas excavadas en pizarra.

Gastronomía y artesanía en Salorino:

Destacan las siguientes especialidades:
El Mojo de matanza es un plato muy apreciado en la zona, que antaño se elaboraba durante la temporada de matanza del cerdo pero se puede disfrutar todo el año. La carne se rehoga con diversas verduras como cebolla, ajos, pimiento y patata, junto con diversas especies.
El Frite Extremeño es otro plato destacable de la región, en el que una vez frito, se hace un estofado con el cabrito o cordero.
El Buche. En la gastronomía cacereña y de los alrededores es tradicional comer el buche con berzas en las fechas próximas al Carnaval. Actualmente, el buche va relleno de costillas adobadas, es frecuente que se le añadan el rabo, oreja, lengua, carrilleras o el morro del cerdo.

Fiestas, celebraciones y tradiciones de Salorino:

Fiesta de San Ildefonso. En honor a San Ildefonso, patrón de la localidad, el 23 de enero la Asociación Cultural que lleva su nombre organiza un Semana Cultural con múltiples actividades. Es la fiesta más importante del pueblo.
Quintos. El domingo de carnaval. Antiguamente corrían las cintas a caballo. En la actualidad salen pidiendo huevos, chorizos y dinero, organizando posteriormente una comida.
Semana Santa. Procesiones, destacando la de Silencio y la del Encuentro (Resurrección).
Cruz de Mayo. Es costumbre pasar un día en el campo con los amigos.

Más información:
 
Ayuntamiento de Salorino
10570 Salorino (Cáceres)
Plaza de la Constitución, 1
Tel.: 92 759 30 12
www.salorino.es
aytosalor@wanadoo.es



Para ponerse en contacto con www.turismoruralcaceres.com escriba a:

Prohibida la reproducción total o parcial de cualquier imagen o texto sin la autorización del autor.
Todos los derechos reservados. Última actualización: 27 de septiembre de 2011.
Copyright 2007 - 2011 © www.turismoruralcaceres.com